Discurso de orden del Ing. Epifanio González Minaya, Rector - Universidad Nacional Evangélica - UNEV
Email | Intranet | Formulario de Admisión

Honorable Sr. Lic. Salustiano Mojica Rijo

Presidente Fundación Evangélica Universitaria.

Honorable Dr. Rafael González Vice ministro de Educación Superior Ciencia y Tecnología.

Honorable Lic. Alberto Ramírez Cabral

Presidente de Asociación Dominicana de Universidades (ADOU) y rector de la Universidad Federico Henríquez y Carvajal.

Honorable Magister Santa Guzmán Mota

Vicerrectora Académica UNEV

Honorable Dr. Rafael Reyes Almonte

Vicerrector Administrativo UNEV

Honorables miembros de los Consejos Académico y Universitario UNEV.

Honorables miembros de la Fundación Evangélica Universitaria (FEU).

Honorables profesores y empleados de la Universidad Nacional Evangélica.

Reverendo Elvis Samuel Medina enlace entre las iglesias evangélicas y el Poder Ejecutivo.

Honorables cónyuges, padres, madres, hijos, tutores y acompañantes de nuestros graduandos.

Señores: representantes de las asociaciones evangélicas.

Honorables representantes de la prensa

Autoridades civiles y militares.

Señoras y señores.

Muy buenos días. Bendiciones abundantes de Dios para sus vidas. Doy gracias a Dios por el alto honor de contar con la grata presencia de ustedes en este histórico lugar. Es para mí motivo de gran satisfacción y honor tener el privilegio en esta mañana de contemplar con mis propios ojos los frutos de la Quincuagésima Segunda Graduación de esta Universidad Nacional Evangélica, en la que estamos entregando a nuestra nación 1,253 nuevos profesionales, que hoy recibirán sus títulos por haber terminado con éxitos sus programas de estudios.

La República Dominicana, al igual que el resto de las naciones, está pasando por un periodo histórico caracterizado por la incertidumbre, por las faltas de ideologías, por la caída de los paradigmas sociales y por la imposición de la cultura de las conveniencias personales, del pragmatismo económico y político, aunque esto signifique que se lleve por delante valores morales que permanecieron inconmovibles durante muchos siglos y que la sociedad post-moderna cuestiona. Dice la Biblia “hay de aquellos que a lo bueno le dicen malo y a lo malo le dicen bueno”.

Las instituciones de educación superior que sustentamos nuestra filosofía en los principios y valores del cristianismo, tenemos la oportunidad y el privilegio de promover una formación profesional para la preparación de egresados comprometidos, solidarios, transparentes, honestos, trabajadores, democráticos, respetuosos de las leyes y que trabajen para buscar el bien común.

Vivimos una generación en la que males como la violencia de género, la corrupción, la ambición de riquezas a destiempo, el facilismo social y la ostentación del poder político, social y económico  se han convertido en los fines supremos de una gran parte de los seres humanos de nuestros tiempos. Son males que nacen en corazones carentes de Dios, de valores y de una formación familiar sólida.

El objetivo central de la Universidad Nacional Evangélica, es la formación del hombre nuevo y la mujer nueva; a través de un modelo pedagógico basado en una didáctica que apunta hacia la aplicación práctica del evangelio. Para enfrentar los desafíos actuales estamos fundamentados en los cinco postulados filosóficos que han distinguido nuestra práctica docente con la que buscamos implementar una educación eficaz y pertinente.

Estos postulados filosóficos nuestros son:

Educar para humanizar

Educar para la democracia

Educar para el desarrollo

Educar para la paz

Educar para servir

Armados de estos postulados fundamentales nos empeñamos para desde nuestras aulas crear una sólida conciencia ciudadana que contribuya a desestimular la inequidad social que se verifica en la República Dominicana y que tiene sus orígenes en estructuras políticas, sociales, religiosas, empresariales, permeadas por la conducta de un ser humano moralmente caído y arrastrado por la ambición y el egoísmo hasta un extremo que solo la gracia redentora de nuestro Señor Jesucristo es capaz de transformarlo.

Desde las estructuras sociales y políticas se ha tratado de ignorar a nuestro Señor Jesucristo, por lo que creo que esta ocasión es oportuna para recordarles a quienes dirigen nuestra nación que Jesucristo vinoa esta tierra a salvar, a cambiar, a transformar al ser humano y su conducta para que en sus estructuras sociales, consecuencias de su forma de organizar la sociedad y la vida, respondan a relaciones justas y dignas en las que todos podamos convivir quieta y reposadamente, tal como lo quiere el Señor, y no para existir bajo una opresión marcada por estructuras injustas que niegan la paz y el bien que todo ser humano anhela.

La educación superior basada en valores éticos puede contribuir en este logro transcendente por lo que de esta honorable tribuna de educación superior, se espera un accionar profesional basado en la honestidad, el trabajo, la calidad, la solidaridad y la búsqueda del bien común de sus conciudadanos.

Apreciados graduando ustedes, que hoy serán investidos como profesionales, están formados para ser agentes críticos, promotores del bien, opuestos a las injusticias y apegados a la verdad. Nos urge cambiar esta sociedad, pero no olviden que el cambio inicia con cada uno de ustedes.  Donde quiera que le corresponda servir, deberán modelar la mujer y al hombre nuevo, fundamentados en principios y valores, permeado por las enseñanzas de Jesucristo.

La UNEV, brazo académico de Dios en la República Dominicana, alza su voz de protesta en contra de la corrupción en todas sus formas y niveles sociales. Corrupción que se lleva en sus uñas, garras y bolsillos, el sueño de muchos dominicanos (as) de vivir en una sociedad de oportunidades para todos.

Queremos levantar nuestra voz de protesta en contra de la aberrante cultura machista que anualmente le arrancan a la sociedad y a las familias de este país decenas de mujeres productivas que su único error fue estar al lado de seres carentes de Dios. Estas lamentables desgracias no solo terminan con las vidas de muchas de nuestras mujeres, sino que también condenan a igual o mayor número de niños, niñas y adolecentes a vivir en completa orfandad. Estamos llamados a poner fin a esta odiosa ola de femenicidios, a estos irracionales arrebatos machistas que están acabando con nuestras mujeres ¡Basta ya! ¡Ni una más!

Queremos alzar nuestra voz de protesta en contra de la complicidad social conformista que se adapta al sistema de desvalorización por el que pasa la Patria de Duarte, Sánchez, Mella y Luperón, por lo que desde este espacio institucional desde el cual accionamos, seguiremos construyendo ciudadanía consciente, pensante, reflexiva, responsable y comprometida con los más desposeídos, poniendo al servicio de los mismos, nuestro accionar académico, pedagógico y pastoral. Trabajar ciudadanía es una asignatura pendiente en nuestras universidades, en la que nosotros como universidad del Reino nos estamos empeñando en calificarnos con notas sobresalientes.

La calidad de la docencia es un eje primordial de nuestro plan de desarrollo estratégico; por lo que estamos trabajando para la actualización y capacitación permanente de nuestro personal docente aspirando contar para los próximos tres años con un claustro académico compuesto por Magister y doctores con énfasis en la investigación. Aspiramos a mediano plazo a que nuestros docentes sean de tiempo completo con labores de: investigación, extensión, acción y vinculación social, afectando positivamente las poblaciones marginadas de la República Dominicana.

Aspiramos a mediano plazo continuar el trabajo hacia la acreditación internacional y la certificación ISO 21001, que son ejes y líneas estratégicas de la gestión 2018-2021.Reconocemos que nos falta mucho camino por recorrer y que, al igual que otras universidades dominicanas, persisten retos y debilidades que debemos superar. Pueden estar seguros, apreciados graduandos, que daremos la milla extra para superarlos.

Aprovecho la ocasión para compartir mi opinión y visión de una temática que es y seguirá siendo noticia, la cual divide a la población dominicana; me refiero a la problemática de la migración irregular hacia República Dominicana.

Para nadie es un secreto que el Estado haitiano ha sido indolente e irresponsable en no documentar a sus ciudadanos, lo que promueve una migración irresponsable, ilegal y peligrosa para la seguridad interna de la República Dominicana, en tanto que junto a inmigrantes económicos, sociales y políticos se filtran narcotraficantes, delincuentes de todo tipo, contrabando de armas, tráfico de personas, propagación de enfermedades ya superadas por la República Dominicana, y además, que consume partedel presupuesto nacional, disminuyendo los servicios de salud y educación para la población dominicana. Además, porque incide en la calidad de los salarios a los empleados del país.

La República Dominicana y Haití son dos países soberanos con políticas migratorias propias y con culturas, historias y formas de ser muy diferentes; pero eso no quita que en el análisis histórico, cultural, social, político y humano, no se presenten irritantes hipocresía que no compartimos.

El Estado dominicano es soberano para firmar la Cumbre de Migración Segura con la ONU; no es menos cierto que la soberanía del gobierno en un estado democrático radica en su pueblo, por lo que considero que fue saludable y acertada para el gobierno dominicano haber consultado y escuchado a su pueblo para conocer su opinión sobre la firma del compromiso de migración segura, promovida por la ONU. Por lo que felicito al excelentísimo señor Presidente de la Republica, Licenciado Danilo Medina Sánchez, por su acertada decisión política de no firma dicho acuerdo.

Por otra parte, esta academia no puede mantenerse ajena a la preocupación que genera el abuso de la tecnología digital que poco a poco ha ido degradando al ser humano y dividiendo a las familias, creando adicciones a las redes sociales, por lo que exhortamos a nuestros graduandos y ciudadanos a promover el uso inteligente y responsable de la tecnología de la información y comunicación digital y las redes sociales. Son tecnologías de alto valor y servicio a la humanidad.  El llamado es al uso responsable y a favor de la sociedad y sobre todo de mantener la comunicación y relaciones saludables en el núcleo familiar.

Hago propicia la ocasión para expresar nuestra solidaridad y dolor con las familias del sector de Villa Agrícola que fueron afectadas por la explosión de los tanques de combustible de la empresa Polyplas Dominicana, dejando varias personas muertas y decenas de heridos; además, de un pánico que puede alcanzar niveles traumatizantes en los moradores del entorno. Por lo cual llamamos la atención para que se incremente la supervisión de los protocolos para la instalación de industria en lugares poblados, o no permitir la instalación de poblaciones en lugares próximos a empresas.

Aprovechamos la ocasión, amados y amadas graduandos para agradecer tanto a ustedes como a sus padres, cónyuges, por haber depositado en nosotros la confianza de la preparación de ustedes por lo que esperamos haber cumplido y llenado sus expectativas, y si en alguna situación, apreciado graduando, no recibió un servicio, producto o trato de calidad, les pedimos humildemente perdón y les solicitamos ayudaros a seguir creciendo, esperando por sus atinadas y sus sabias sugerencias y activo acompañamiento.

Queridos graduandos, esta fue, es y será su casa, alma mater, y su referente académico, espiritual y moral. Les pedimos encarecidamente que se integren a las asociaciones de egresados y continuemos juntos esta gratificante experiencia que comenzamos hace cuatro años.

Graduandos (as), les pedimos en el nombre de nuestro Señor Jesucristo, quien da vida a todos, que con su accionar personal y profesional establezcan y hagan la diferencia para una sociedad más justa, inclusiva, democrática, solidaria y trabajen con responsabilidad, honestidad y compromiso cristiano. Amados (as), hagan la diferencia con sus conductas, actitudes; y modelemos la sociedad, establezcamos el reino de Cristo y su justicia en la República Dominicana

Queridos (as) graduandos toda gran obra y empresa, comienza con una visión, con un sueño; no permitas que nadie menosprecie o mate tu sueño, tu visión. Cito a la empresaria Ligia Bonetti que expresó a un grupo de graduandos que “hay una palabra que acaba por matar los sueños, esa palabra es “después”, las excusas son las herramientas de la gente sin fe, de los mediocres, pero recuerda que tus sueños son semillas que producen árboles que son alimentados por la gracia de Dios.

Avanza, descolla, ten éxito, este es el privilegio del camino de los valientes que llegan al éxito, no importando las caídas y las lágrimas que dejen en el camino, si llegaste hasta aquí, superaste tantas dificultades y escollos, también lo seguirás logrando con la ayuda de Dios Todopoderoso. Aspira llegar a otro nivel y te exhorto a que te propongas que nada te detenga, que el cielo sea el límite de tus sueños. Éxitos y felicitaciones.

Gracias por su gentileza, gracias por acompañar esta universidad que sueña con hacer y ser la diferencia. Dios les bendiga.

Muchas gracias.

11 de diciembre del 2018, 52 Graduación Ordinaria,  Santo Domingo, Rep. Dom.